VIAJE DE OFICIO
AMÉRICA CALIGRÁFICA
COTO MENDOZA

Queremos compartir con ustedes esos viajes que nos han enseñado o mostrado algo nuevo relacionado con el vasto mundo de los oficios. En esta sección viajaremos a aquellos lugares que han sido significativos para las personas que conforman nuestra comunidad, ¡aunque tengamos todo planificado desde antes, los viajes nos sorprenden…  hay un antes y un después!

AMÉRICA CALIGRÁFICA
por Coto Mendoza
Profesora en Casa de Oficios de Caligrafía ilustrada y Lettering

COTO_PERFIL
Oficio:
Caligrafía
Destino:
Buenos Aires, Argentina / Sao Paulo, Brasil / Ciudad de México, México / Carolina del Norte, USA.
Año:
Mi primer workshop internacional de caligrafía fue en el año 2012. Actualmente sigo en ruta, planeando nuevos destinos caligráficos.
Duración:
3 a 7 días, tienen como duración cada uno de los viajes que he realizado.


Concepción
Mi ruta comienza el 2012. El año anterior había iniciado mi camino caligráfico de la mano de Pedro Gonzalez, diseñador, calígrafo y tipógrafo chileno. En ese entonces Pedro vivía en Chillán y yo en Concepción, así que el viajaba a Concepción cada semana, me daba encargos y revisábamos avances hasta completar una formación inicial en los 3 estilos formales base; fundacional, itálicas y gótica textura. Una vez finalizado el año, se acabaron las clases de Pedro y sentí un hambre tremenda. Busqué un montón pero no encontré en Chile ninguna oferta, no habían talleres, ni clases; -hoy tenemos una gran cantidad de opciones, puedes elegir los que quieras!-. No me quedó alternativa, tuve que cruzar la cordillera.

De Concepción a Buenos Aires 
Ahí estaba un día de invierno soleado, tocando el timbre en un edificio en el corazón bonaerense, llena de nervios y muy emocionada, iba a conocer a la gran calígrafa Silvia Cordero, y más aún, aprendería directo de su mano, en su estudio. Fue una gran semana, alternaba las clases de tiralíneas (colapen) con paseos y recorridos por la ciudad. En este viaje conocí también la UBA (Universidad de Buenos Aires) y tuve el honor de asistir a una entrega de la cátedra Longinotti… Descubrí además, una ciudad llena de cultura caligráfica, mucha oferta de cursos y talleres en diferentes estilos. En ese viaje comprendí de inmediato la importancia de formarse, de aprender con los grandes maestros, así funciona en los oficios, necesitas observar como se ejecuta, cuales son las velocidades, como se manipulan las herramientas, cuales son los gestos apropiados para cada tipo de trazo.

Regresé a Chile muy contenta y de inmediato planifiqué mi siguiente viaje. Quería conocer a Marina Soria, tremenda calígrafa y una maravillosa persona, gran mujer de las letras.

Volví a Buenos Aires en primavera, esta vez para asistir al 1er Workshop Internacional de Caligrafía Experimental en Latinoamérica, Calligraphy in Blossom. Fue una experiencia increíble. Una especie de retiro o claustro caligráfico durante una semana. A las 9 de la mañana los pinceles ya estaban cargados de nogalina y danzando sobre el papel. Recién a medio día tomábamos un respiro para el almuerzo y en menos de una hora ya estábamos escribiendo nuevamente hasta las 19:00. Aprendí muchísimo y tuve la oportunidad de conocer a grandes maestras de la caligrafía: Carole Johnson maestra norteamericana; y las calígrafas australianas Collen Little y Lexie Arlington, entre otras. Recuerdo algunas noches en que salíamos a pasear, caminando por calle Corrientes, conversando de caligrafía e historia bajo las luces de la ciudad. Si estábamos cansadas parábamos en algún bar y  una copa de vino en torno a una provoleta, era la excusa perfecta para seguir la conversación. Las servilletas se llenaban de dibujos donde ellas me explicaban un montón de encuentros, contrastes, ángulos y direcciones. Yo estaba como en una película.

Haz click sobre las flechas para ver más imágenes

 

Creo que este workshop me cambio la vida, realmente sentí una profunda conexión con las letras, con el hacer, con la creación. Volví a Chile extasiada, imparable. Con tantas ideas. Una de ellas fue justamente el inicio de los cursos de caligrafía en Casa de Oficios. Eso además se transformó una nueva motivación para aprender y viajar, así es que busqué un nuevo destino caligráfico: Brasil. Sin duda es uno de mis países favoritos, también puede ser cualquier ciudad en Brasil, es una cultura tan abierta y tan trasversal…

Brasil  
“Aunque el mundo pueda estar cayéndose a pedazos, mais tudo bem!”
 (Catherine Dixon).

Me encanta Brasil. Es una enorme diversidad de todo lo que se ocurra. Me quedé muy pegada. Las personas son muy amables y te reciben con gran calidez. Desde 2013 viajé a Brasil un montón de veces. Aprendí del maestro Claudio Gil en Sao Paulo y tuve la suerte de asistir a diferentes congresos de tipografía con grandes maestros como invitados internacionales. Tuve el honor de asistir a estos workshops y tomar clases con el maestro holandés Erick van Blokland y  el calígrafo italiano Massimo Polello, entre otros.

En 2014 volví a Buenos Aires. Asistí al workshop de itálicas que dicto el caligrafo noruego Christopher Hannes.

En 2015 el calígrafo italiano Luca Barcellona vino a Sao Paulo y por supuesto regresé a Brasil para asistir al workshop de brushpen en Pintar Materiais Artísticos. Pintar es un lugar increíble ubicado en la rua Cotoxó, Vila Pompeia. Es una tienda con la mayor variedad de materiales artísticos: papeles exquisitos, todo tipo de plumas y herramientas caligráficas, tintas y pigmentos para enloquecer. En el segundo piso está ubicado el taller, amplio y luminoso. Además tiene un magnífico restaurant en la parte trasera. Es perfecto! no se puede pedir más.

Ciudad de México
En 2016 comencé a viajar a Ciudad de Mexico. La calígrafa Francés Miller, desarrolla un programa super interesante en el Museo de Arte Carrillo Gil, y dos veces al año trae invitados internacionales. He asistido a los workshops de grandes maestros como Loredana Zega y James Fazz Farrell. Y ya quiero volver! por la caligrafía, por la comida, por el mezcal y las playas exquisitas. Aunque pruebes todo, en cada viaje siempre vas a encontrar algo nuevo porque tienen una variedad infinita.


Haz click sobre las flechas para ver más imágenes

Estados Unidos
Retiro Caligráfico, una semana de letras y montaña

Este año he tenido una oportunidad maravillosa, pude asistir al curso de Capitales Romanas del maestro John Stevens en Cheerio. Un retiro caligráfico en las montañas de Carolina del Norte en Estados Unidos, diseñado por la hermosa pareja Jim y Joyce Teta, quienes me recibieron con un cariño enorme. Ha sido un sueño. El lugar es un paraíso a 2.000 mts de altitud, y de clima, extrañamente húmedo. Una enorme granja, con lago y un puñado de antiguas casonas de estilo sureño para albergar los dormitorios, el taller, el comedor, etc. Grandes extensiones de prado verde y una vista en 360 de la Blue Ridge Mountains. Aún lo estoy procesando. Fue una de las semanas mas intensas que he vivido. El despertador sonaba antes de las 7 cada mañana, sin embargo cada día terminaba más tarde que el anterior. Pero la energía era inagotable, cada sesión de trabajo era una sorpresa que John nos brindaba. No puedo describir la emoción al ver sus originales. Piezas únicas que he visto en libros durante todos estos años, estaban ahí frente a mis ojos. Pude acercarme y ver en detalle cada trazo. En una de las sesiones, John desplegó frente a toda la clase una copia frottage, a escala natural de la columna Trajana. Pudimos medir, rotar, comparar y revisar caracteres. Una experiencia indescriptible. John es uno de los mas grandes maestros de la caligrafía. Y ahí estaba día a día en mi escritorio, ofreciéndome toda su disposición para aclarar mis dudas y preguntas. ¡Qué suerte!

¿La comida?… ¡deliciosa!, probé diferentes platos tradicionales y contemporáneos, pero mis favoritos son los desayunos. Amo el tradicional con hotcakes y dulce tibio de arándanos derritiéndose encima y al mismo tiempo el de estilo sureño: guiso de camarones y tomate sobre una suave cama de polenta tibia y cremosa.

Sólo tengo un enorme sentimiento de gratitud. La caligrafía me ha llevado en una ruta con grandes maestros pero por sobre todo, me ha conectado con hermosas personas, simples, generosas, con total dominio del ego y con un amor completo por el oficio de las letras. Seguiré planificado nuevos destinos en América (al menos un par), tenemos un continente exquisito, riquísimo, lleno de contrastes, culturas, colores, sabores. Por supuesto que la caligrafía es una extensión de todo eso. Mezclamos, deconstruímos y hacemos variaciones únicas, eso me encanta. Y más adelante ¿quién sabe? detrás del océano hay gran horizonte lleno de antiguas letras y amor esperando ser redescubiertas por nuevas manos, nuevos ojos, nuevas generaciones.

Haz click sobre las flechas para ver más imágenes

———————————————————-

3 Datos imperdibles de América Caligráfica

1. En Palermo, Buenos Aires: Visitar el estudio de Marina Soria y asistir a uno de sus workshop, previa cita por mail.

2. En Vila Pompeia, Sao Paulo: Visitar la tienda y restaurant Pintar

3. Blue Ridge Mountains, Cheerio, Carolina del Norte, Estados Unidos: Perderse en los senderos de Cheerio durante las mañanas. Visitar la capilla al atardecer para apreciar las vistas espectaculares de las montañas teñidas de rosas, violetas, azules y naranjas.

 

> Todas la imágenes sin créditos, corresponden a material personal de Coto Mendoza.

+56 2 2602 1383 | INFO@CASADEOFICIOS.CL